Hace días, una familia con hijos discapacitados sufrió la pérdida total de su vivienda localizada en Ranelagh.

Recibimos, por fuentes de distintas procedencias, la información de que una de las hijas de la familia afectada no había podido dialogar con el Intendente Mussi.

Logramos acceder al contacto de Estefanía Alderete, miembro de la familia afectada en el incendio, que confirmó esta información e indicó que un personal de seguridad había sido el que impidió el acceso de su hermana, Natalia, a Mussi.

Asimismo, Natalia Alderete comentó a este medio: “Fui a hablar con el Doctor Mussi para ver si él me podía bajar material para hacer mi casa y el Doctor muy amablemente me dijo que sí, que me quede tranquila, que él me iba a ayudar. Que va a tardar, pero me va a ayudar”. También, indicó que estaba presente “el padre” del Intendente.

“Me dirigí a hablar con el Doctor Mussi ya que fui al Municipio y me pidieron papel de compra-venta de la casa o la escritura y no lo tengo, y me dijeron que si no tengo eso no podían hacer nada”, agregó Natalia.

Al consultarle por la demora que refería Mussi, Natalia Alderete indicó que “seguro es porque no tengo la escritura de la casa o la compra y venta”.