El presidente Mauricio Macri anunció hoy el aumento del Mínimo no Imponible sobre las cargas patronales, que beneficiará en forma directa a las economías regionales, y puntualizó que la medida representa “el primer paso de una nueva agenda productiva en la que vamos a trabajar todo este año”.

La medida establece que ningún empleador va a pagar impuestos al trabajo por empleados que perciban hasta 17.500 pesos y para aquellos que cobren por encima de ese monto lo van a hacer sólo por la diferencia.

El jefe de Estado señaló que favorece especialmente a “todos los que forman parte de las economías regionales, que son el corazón de muchas ciudades y pueblos del interior”. El beneficio alcanza en forma directa a 250 mil trabajadores, distribuidos en 24 mil empresas presentes en todas las provincias, con excepción de la Ciudad de Buenos Aires.

Asimismo, agregó que es “el primer paso de una nueva agenda productiva en la que vamos a trabajar todo este año, en la que va a haber muchas novedades a partir de este diálogo que tenemos y este trabajo en equipo”.

El anuncio se realizó en el Salón Blanco de la Casa Rosada ante representantes del sector, acompañado por el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica. Asistieron los gobernadores de Chaco, Domingo Peppo; de Entre Ríos, Gustavo Bordet; de Santiago del Estero, Gerardo Zamora, y de Río Negro, Alberto Weretilneck; el secretario de Agroindustria, Luis Etchevehere, funcionarios del Gabinete nacional y legisladores.