Padres de estudiantes de la Escuela Especial Nº 504, ubicada en San Francisco Solano ,se congregaron en la puerta de la institución para solicitar una solución respecto a inconvenientes que hay en el edificio de 844 y 893. El principal de ellos, vinculado a la aparición de roedores en diferentes lugares del establecimiento educativo, motivo por el cual fueron suspendidas las actividades en jornadas de semanas pasadas.

Desde el Consejo Escolar prometieron una solución. La idea original de parte de la comunidad educativa era realizar una olla, pero promediando la mañana la aparición de Pablo Splawski, miembro del Consejo Escolar de Quilmes, para dialogar con los presentes, apaciguó los ánimos.

Splawski sostuvo que “continuarán buscando alternativas para solucionar el problema”. En tanto, una de las madres que formó parte de la reunión, señaló: “hace un mes que vienen las mamás por la invasión de ratas. Todos los protocolos aplicados no fueron suficiente para erradicar los roedores”. Agregó: “tampoco pueden cocinar acá porque las heces de las ratas están por todos lados. Además hay algo puntual con los micros, hay una ley que ampara a los chicos especiales para que sean trasladados y no se cumple como tiene que ser, pero la situación de las ratas es lo más importante”.