El municipio de Quilmes difundió un comunicado oficial sobre la aplicación de la ordenanza sancionada el 27 de agosto de este año, en la que se declara Emergencia Alimentaria en este partido por un plazo de cien días, a contar desde el 1º de septiembre hasta el 9 de diciembre, inclusive. En la difusión, indican:

“La sanción permite al ejecutivo destinar partidas presupuestarias distritales para la compra directa (sin proceso de licitación) de alimentos para reforzar o fortalecer la asistencia a los sectores más vulnerables de la población”.

“En las reuniones se determinó que la línea de acción a seguir incluye el refuerzo alimentario en espacios comunitarios (comedores y merenderos barriales); fortalecimiento al Servicio de Alimentación Escolar (SAE); disponer el refuerzo en la entrega de leche a través de las distintas Unidades Sanitarias y de los organismos estatales pertinentes y, consolidar lugares de distribución de alimentos como las sedes de asistencia social crítica a la niñez”

“El ejecutivo municipal quiere dejar en claro que cumplirá estrictamente con lo dispuesto por la Ordenanza, poniendo a disposición todos los recursos necesarios para evitar las especulaciones políticas y clientelares en la distribución de la asistencia de alimentos. Para ello dispuso que todas las entregas que se realicen estarán acompañadas de un formulario de “Remito de Entrega” que contendrá los datos personales y firma del responsable de la Institución que recibe los alimentos”

“A comienzos de la próxima semana está pautada la realización de un nuevo encuentro entre todas las partes actuantes, para seguir trabajando en conjunto sobre la implementación de la Ordenanza”.