Las tareas, que consisten en el mantenimiento, limpieza y cerramiento de los espacios, comenzaron el año pasado y buscan preservar la seguridad, salubridad e higiene de los vecinos.

Desde hace algunos meses, la Municipalidad de Berazategui se encuentra interviniendo temporal y preventivamente aquellos terrenos baldíos e inmuebles que se encuentran abandonados para evitar riesgos de seguridad, salubridad e higiene para los vecinos.

En estos espacios, el estado local realiza tareas de mantenimiento, limpieza y cerramiento que luego deberán ser costeadas por el dueño de la propiedad. Las multas serán elevadas para quienes no mantienen en condiciones sus terrenos, cercos y veredas. Desde el Municipio afirmaron que, en casos específicos, no dudarán en iniciar causas judiciales y solicitar la expropiación.

Las intervenciones preventivas y temporales en predios e inmuebles que se encuentran en estado de abandono y que ocasionan riesgo en la seguridad, salubridad e higiene para el barrio comenzaron el año pasado.

Estas acciones se aplican a través de dos ordenanzas (Nº 4117/08 y Nº 4214/09), que son las que la habilitan a intimar a los propietarios para que hagan el mantenimiento de los inmuebles o baldíos, muchas veces con construcciones con signos de abandono y en peligro de derrumbe.

En caso de inacción por parte de los titulares, se les aplica una multa y la Comuna se encarga de tomar las medidas adecuadas para resguardar la salud pública y evitar la usurpación u ocupación irregular. Luego de seis meses de esta intervención preventiva, y tras el desinterés de los propietarios, el Municipio dictará un decreto para ordenar la toma de posesión del inmueble.

Quienes quieran regularizar una situación de terrenos abandonados o baldíos, deben dirigirse a la Oficina de Catastro Técnico, Cercos y Aceras, ubicada en el 2do. Piso del ex Edificio Municipal (Av. Mitre y 14), o llamar al 4256-2211.

La responsable de la Agencia de Tierras y Hábitat municipal, Lucía Vega, afirmó que «inspectores municipales recorren las calles y realizan las actas de las propiedades en estado de abandono, ya sean terrenos baldíos o con construcciones edilicias» y aclaró que en varias ocasiones han llegado a estos sitios gracias a la denuncia de los propios vecinos perjudicados.